Una mujer y sus dos hijos de cinco y dos años fueron asesinados el pasado 5 de febrero de 2020 a manos del exmarido y padre de los niños en Nueva Jersey (EE UU). La Policía encontró sus cuerpos en una casa familiar situada en la urbanización Penns Grove Gardens.

Ahora, la demanda ha revelado que la mujer “rogó” al complejo de apartamentos que cambiara las cerraduras tras imponerse una orden de alejamiento a su expareja en enero de 2020. La urbanización no cumplió su solicitud y unos días más tarde el progenitor accedió a la vivienda familiar y apuñaló a la madre y los hijos y después se suicidó.

La demanda, presentada el mes pasado en el Tribunal Superior del condado de Salem, alega muerte por negligencia e incumplimiento de contrato. 

Según testigos, el marido había amenazado con matar a la mujer y a sus hijos varias veces delante de la puerta del domicilio familiar. Por eso, la mujer pidió a la urbanización que cambiasen las cerraduras: “Ruth Reyes de Severino (la víctima) preguntó, rogó y se arrodilló ante la dirección de Penns Grove Aparments para que cambiase la cerradura y su marido no pudiese volver a entrar”, recoge la demanda. A pesar de esto, la urbanización denegó su petición.

Un día el exmarido, Eugenio Severino, usó sus llaves para entrar al apartamento y apuñaló repetidamente a su familia.

Whats-App-Image-2021-11-12-at-5-04-38-PM

2021-WEB-BANNER

2021-TOYOTA-WEB-BANNER