Un caso de violencia intrafamiliar contra un menor de edad ha conmocionado al municipio de Sabanalarga, Colombia. El pasado lunes 21 de junio, un hombre hirió a su hijastro, de 4 años de edad, en los genitales porque el pequeño se orinó en la cama justo antes de irse a dormir.

Según cuenta una tía del menor, el padrastro primero restregó la cara del pequeño en la parte de la cama en la que se había orinado. Después, lo llevó a la cocina para buscar un cuchillo y provocarle cortes en los genitales.

Afortunadamente, el agresor no pudo completar la acción porque algunos familiares del menor se percataron de lo sucedido y decidieron llevarlo al Hospital Municipal de Sabanalarga.

Según recoge Infobae, la agresión se detonó porque el hombre debía ir a comprar pañales y artículos de limpieza para limpiar la orina del menor.

“A este menor de 4 años, en la revisión de su sistema, le encontramos un trauma leve en la base de su pene. Inmediatamente se le realizó un diagnóstico por presentar esta laceración, y además, activamos una ruta de atención con la Comisaría de Familia del departamento e ICBF”, aseguró Rosalba Ortíz, gerente del Hospital Municipal.

El menor ha presentado un proceso evolutivo favorable, según el parte médico que entregó Ortíz, y en las próximas horas podría ser dado de alta.