Los autos Tesla incluyen de fábrica un avanzado hardware que puede proporcionar funciones de Autopilot, es decir, brinda la capacidad de conducción autónoma total. Hasta ahora, el principal sistema de seguridad con el que el auto comprueba la atención del piloto (ante cualquier imprevisto) son los sensores que se encuentran sobre el volante. Sin embargo, la compañía añadirá un método más para monitorear al conductor en el modo de conducción autónoma.

La compañía utilizará la cámara interior de sus autos Model 3 y Model Y para hacer un monitoreo del comportamiento y la atención de los conductores. Si bien el CEO de la compañía Elon Musk no ha querido sumar nuevas funciones de este tipo anteriormente, varios accidentes bajo este modo del vehículo han demostrado que se necesitan nuevas funciones de seguridad.

En abril de este año, dos personas murieron en un accidente de un vehículo Tesla que circulaba sin nadie al volante en el condado de Harris (Texas, EEUU). Uno de los fallecidos estaba en el asiento del pasajero y el otro en el asiento de atrás. Según las autoridades del condado, había “un 99,9 %” de certeza de que “nadie conducía el vehículo en el momento del impacto”.

El Model Y de Tesla hará un monitoreo del comportamiento y la atención de los conductores a través de la cámara interior del auto (REUTERS/Tingshu Wang)El Model Y de Tesla hará un monitoreo del comportamiento y la atención de los conductores a través de la cámara interior del auto

Con la nueva actualización de software, la cámara de la cabina ubicada sobre el espejo retrovisor, podrá detectar y alertar al conductor cuando el piloto automático esté activado. Tesla pide a sus conductores que estén en todo momento pendientes de la conducción para tomar control del vehículo e invitan a activar el sistema de asistencia inteligente.