Palmeiras, con un empate 1-1 en su visita al Atlético Mineiro, garantizó la clasificación a su segunda final consecutiva del torneo que conquistó el año pasado. El conjunto verde de Sao Paulo, dueño de dos títulos de la Libertadores (1999 y 2020) y que disputará su sexta final del torneo, garantizó la clasificación por haber anotado en el empate como visitante y luego de haber cedido un empate 0-0 en el partido de ida la semana pasada en su casa.

El Mineiro, el mejor equipo de la Libertadores hasta ahora y que era favorito para avanzar a la final, dominó el partido en casa y abrió el marcador por intermedio del chileno Eduardo Vargas al comienzo del segundo tiempo, pero el Palmeiras, que jugó a defenderse, consiguió el empate con Dudú quince minutos después. El Palmeiras se medirá en la final de la Libertadores, prevista para el 27 de noviembre próximo en partido único en el estadio Centenario de Montevideo.