Los Lakers presentaron a DeAndre Jordan, su última incorporación y el nuevo competidor de Marc Gasol por los minutos en la pintura del conjunto angelino. El juego interior también cuenta con Anthony Davis y Dwight Howard. Los cuatro son jugadores de talla All Star y será complicado que haya espacio para todos.

“El simple hecho de poder estar en un equipo como este con muchachos a los que respetas y con los que has competido en el pasado; entrar en mi decimocuarta temporada ha sido genial al ver: ‘Me pregunto cómo sería jugar con este tipo. Siempre piensas en eso”, aseguró Jordan.

El nuevo pívot de los Lakers cobrará 2,6 millones de dólares, el mínimo de veterano, después de que los Nets le traspasaran a los Pistons junto a cuatro elecciones de segunda ronda del draft y 5,78 millones de dólares a cambio de Sekou Doumbouya y Jahlil Okafor. Después se desvinculó de la franquicia de Detroit para poder firmar por los Lakers. “Las partes querían encontrar algo que fuera lo mejor para todos. Siento que me dieron ese respeto como jugador veterano que quería poder competir”, explicó.

Jordan firmó por los Nets en 2019. Llegó a Brooklyn como parte de un paquete con Kyrie Irving y Kevin Durant, que firmaron contratos por debajo del máximo para hacer hueco al pívot. “Ya no somos amigos, así que …”, bromeó antes de confesar que “somos amigos antes y después del baloncesto. Somos hermanos más allá del baloncesto”. Ahora Lakers y Nets son los máximos favoritos al anillo. “Ser compañeros de equipo o no no va a afectar a nuestra relación”, considera.

Con 33 años, el pívot es el último veterano All Star que se suma a la plantilla angelina. También son de su condición LeBron James, Russell Westbrook, Carmelo Anthony, Rajon Rondo, Howard y Gasol. Será su regreso a Los Ángeles, donde jugó sus primeras 10 temporadas en la NBA, aunque en la acera de los Clippers, con los que nunca se acercó a un título que ahora espera conseguir vestido de amarillo y púrpura: “Estoy emocionado de poder estar aquí y juntarme con estos muchachos y construir química. Va a ser un proceso, pero creo que todos estamos listos y emocionados”.