Un icónico retrato de Marilyn Monroe por Andy Warhol se ha convertido en la obra de arte del siglo XX más cara jamás vendida.

Se comercializó en una subasta de Christie’s en Nueva York por US$195 millones.

Warhol pintó el cuadro Shot Sage Blue Marilyn en 1964 usando una famosa fotografía como inspiración.

También es el precio más alto pagado hasta la fecha por una obra de arte estadounidense.

La subasta terminó con una puja ganadora de US$170 millones, que aumentaron a US$195 millones al sumar los impuestos y tasas.

“Marilyn, la mujer, se ha ido; las terribles circunstancias de su vida y muerte se han olvidado”, expresó Frei. “Todo lo que queda es la sonrisa enigmática que la vincula con otra sonrisa misteriosa de una distinguida dama, la Mona Lisa”.

El comprador, según Bloomberg, fue el marchante de arte estadounidense Larry Gagosian, propietario de una cadena de galerías de arte.

Según Christie’s, todas las ganancias de la venta se destinarán a la fundación Thomas y Doris Ammann de Zúrich, en Suiza, que opera programas de salud y educación para niños de todo el mundo.

Whats-App-Image-2021-11-12-at-5-04-38-PM

2021-WEB-BANNER

2021-TOYOTA-WEB-BANNER