Los datos tras el ‘Proyecto Medalla Tokio 2020’

La máxima autoridad de la competencia olímpica dio detalles aún más específicos de lo que se logró con este proyecto, siendo algunos de los más importantes los que se presentarán a continuación:

1. El COI reveló que se usaron al menos unas 78.985 toneladas de “basura tecnológica”, que incluía, en su mayoría, “pequeños dispositivos electrónicos usados, incluidos teléfonos móviles”. Para esta tarea, las autoridades municipales de Japón designaron representantes que se encargaron de la recolección de los desechos. Igualmente, se tuvo participación de la empresa privada, siendo la donación más generosa los más de 6,21 millones de celulares usados que entregaron las tiendas NTT Docomo.

2. Tras la “depuración” de materiales, los japoneses lograron recoger aproximadamente 32 kg de oro, 3.500 kg de plata y 2.200 kg de bronce; por supuesto, hasta el último gramo de estos metales se usaron en la fabricación de las medallas.

3. Otro dato sorprendente y que refleja la unión del pueblo japonés, es que el 90 % de las regiones que dividen Japón (barrios, ciudades, pueblos o aldeas) participaron de este proyecto.

4. Tras la recolección de todo el material, se inició con el proceso de fabricación de las medallas, las cuales se componen de los siguientes materiales: las de oro tienen una base de plata bañada con más de seis gramos de oro; las de plata se componen en su totalidad de ese material, mientras que las de bronce tienen un latón rojo que se fabrica con un 95 % de cobre y un 5 % de zinc.

5. Por último, las autoridades japonesas informaron que las cintas que adornan las medallas también fueron elaboradas con material reciclado. “Fibras de poliéster recicladas químicamente, que producen menos CO2 durante su proceso de fabricación”, afirmaron.