La tarde de este domingo 25 de abril se registró una pelea entre varias personas en elAeropuerto Internacional de Miami, en el estado de Florida, Estados Unidos, misma que derivó en un arresto, de acuerdo con las autoridades locales.

A través de redes sociales se puede ver un video que se viralizó rápidamente, pues en la sala de espera de la puerta D14 de la estación aérea se puede ver cómo al menos siete personas estelarizan una pelea. El intercambio de golpes y patadas pareciera no tener fin, pues nadie se atreve a intervenir para separar a las personas que se están haciendo daño; sin embargo, cerca del final de la grabación, entre trabajadores del aeropuerto y viajeros, deciden comenzar a separar a los peleadores.

Durante la golpiza, se pudo escuchar a algunas personas exhortar a que se separen; sin embargo, limitaron su participación a pedir ayuda al personal de seguridad. Cuando un transeúnte y un oficial deciden intervenir, se puede apreciar como separan el conato de agresión que se había dividido en dos pequeños grupos de pelea. Uno fue separado por el civil y el otro por el policía.

De acuerdo con lo reportado por FOX News, los uniformados arrestaron a una de las personas que participó en la pelea. Una de las personas agredidas fue atendida por el Cuerpo de Bomberos de Miami, pues presentó heridas leves. Al poco tiempo pudo andar por su propio pie.

Hasta el momento, las autoridades oficiales del aeropuerto no han brindado explicaciones ni en sus redes sociales ni a los medios de comunicación, por lo que hasta el momento se desconoce el móvil de la agresión y el nombre de los presuntos responsables.

Finalmente, un dato que llamó la atención en redes sociales es que el responsable de grabar el video que se viralizó fue William Cohen, mejor conocido como Billy Corben, un director de cine documental estadounidense famoso por las obras Cocaine Cowboys, Dawg Fight, ESPN’s 30 for 30, The U y The U II.

“Hoy en el Aeropuerto Internacional de Miami, fuera de la Puerta D14. Mis fuentes dicen que se hicieron arrestos. Me comuniqué con el Departamento de Policía de Miami para obtener más detalles y estoy esperando una respuesta”, escribió en la publicación donde adjuntó el material audiovisual. Cabe destacar que derivado del incidente no se registró ningún herido de gravedad ni decesos que lamentar. Asimismo, los daños materiales parecen ínfimos, pues no se destrozó el mobiliario.