Ya han sido varios torneos los que han puesto sus ojos en los Estados Unidos para disputarse partidos oficiales y ahora es la UEFA Champions League la que se plantea llevar una final del máximo torneo de clubes en el mundo a territorio norteamericano.

Según revela el medio británico The Sun, Aleksander Ceferin, dirigente de la UEFA, ve al MetLife Stadium de Nueva York como una posible sede para la final del 2025 y es que el mercado norteamericano es muy atractivo para el fútbol europeo.

Cuando Ceferin tomó el mando de la confederación, señaló que: “Ir de Portugal a Azerbaiyán, por ejemplo, es casi lo mismo que ir a Nueva York. Para los aficionados no hay problema”, por lo que el escenario de más de 82,000 asientos suena como una opción muy viable.