La historia del ex basquetbolista estadounidense Charles Thomas es digna para una película o una serie, ya que roza lo inverosímil. Todos creían que había muerto durante la década de los 80, pero de manera inesperada reapareció 40 años después.

El pívot de 2.01 nacido el 23 de agosto de 1946, tras su paso por la Universidad Estatal de California, fichó en 1968 con el Sant Josep, histórico club de Badalona. Con esa camiseta llegó a uno de los picos máximos de su carrera, al convertirse en el máximo anotador de la Liga de España en dos temporadas consecutivas (68-69 y 69-70).

En su primer año promedió 25.6 puntos, mientras que en su segunda promedió los 24. Además de su gran capacidad anotadora y su estilo singular de jugar, llamó la atención por su potencia a la hora de saltar.

Su gran nivel lo catapultó al Barcelona, donde estuvo desde 1971 hasta la campaña 74-75. Pese a sus buenas credenciales, el estadounidense no rindió como se esperaba. En noviembre de 1974 se rompió el tendón rotuliano y se perdió el resto de la temporada. El entrenador Ranko Zeravica, a disgusto por su comportamiento, decidió cederlo a préstamo a Manresa.

El ex Barcelona Norman Carmichael confirmó que habló telefónicamente con Charles Thomas (FUNDACIÓ BÀSQUET CATALÀ)El ex Barcelona Norman Carmichael confirmó que habló telefónicamente con Charles Thomas

Tras abandonar España en 1976, la historia comenzó a volverse difusa. Sus viejos entrenadores y compañeros comenzaron a perder su paradero. Los medios españoles afirman que tras separarse recaló en las drogas y que se lo dio por muerto a inicios de la década de los 80.

Sin embargo, este relato dio un giro inesperado. Según informó el ex capitán del Barcelona Norman Carmichael en diálogo con RAC-1, Charles Thomas se encuentra vivo. Los últimos cuatro años los ha pasado en una residencia geriátrica en Amarillo, Texas.

“‘¿Norman Carmichael? Charles Thomas quiere hablar contigo’. No sé quién eres, pero eso es una broma de mal gusto, Charles murió hace años”, comenzó su relato el ex azulgrana, incrédulo de lo que oía del otro lado del teléfono.

Sin embargo, al acceder a realizar una videollamada, su perspectiva cambió por completo. “Lo primero que pensé es que era un engaño y que alguien está buscando dinero de los amigos de Charles. Pero fuimos hablando y parecía que sabía demasiadas cosas para ser un impostor. Es increíble, de película”, esbozó.

Charles Thomas, en su etapa con Barcelona (FUNDACIÓ BÀSQUET CATALÀ)Charles Thomas, en su etapa con Barcelona

“Las drogas entraron en su vida de forma demasiado habitual. Creo que fue cosa de drogas y de falta de saber ganar la vida fuera del baloncesto”, añadió su ex compañero. A Thomas le tuvieron que amputar un pie y va en silla de ruedas.

Hace algunos años, en diálogo con Solobasket, Carmichael explicó sobre Charles que “el único problema era su falta de entrega en los entrenamientos. Me dijo en más de una ocasión que él creía que un jugador nacía con un número determinado de saltos. Nunca quiso gastarlos en los entrenamientos. Entrenaba a su aire. El problema es que esa actitud, de vez en cuando, la trasladaba a los partidos”. Y luego, remarcó: “Cuando Charles se lesionó su rodilla ante Real Madrid se hundió por completo. Intentó recuperarse pero jamás volvió a ser el jugador de antes. Parte de la culpa fue mental, y otra parte fue por que los servicios médicos de aquella época eran muy limitados. Ya no volvería a ser el mismo”.

Whats-App-Image-2021-11-12-at-5-04-38-PM

2021-WEB-BANNER

2021-TOYOTA-WEB-BANNER