Los casos de covid-19 están aumentando de nuevo en Estados Unidos, impulsados por la cepa más contagiosa del coronavirus hasta ahora, la BA.5. Las autoridades sanitarias federales están instando a los estadounidenses a que se pongan al día con sus vacunas y reciban refuerzos adicionales si les corresponde, pero muchas personas están confundidas

¿Quién puede recibir las vacunas ahora? ¿Podrán todos los adultos recibir un segundo refuerzo pronto? Si se están desarrollando nuevas vacunas para el otoño boreal, ¿debería la gente esperar hasta entonces o vacunarse ahora? ¿Cuánto tiempo debe esperar la gente para recibir su refuerzo después de haber contraído covid-19? Y en cuanto a los niños, ¿deben recibir los refuerzos ahora o esperar hasta que empiece el colegio?

 ¿Puedes recordarnos quiénes pueden recibir dosis de refuerzo en este momento?

Dra. Leana Wen: Las guías más recientes de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés) son las siguientes: si tienes 50 años o más, puedes recibir dos dosis de refuerzo de la vacuna de ARNm (Pfizer/BioNTech o Moderna). La primera dosis de refuerzo se administra al menos cinco meses después del esquema de vacunación primaria (que puede ser dos dosis de la vacuna de ARNm o una dosis de la vacuna de Johnson & Johnson). La segunda dosis de refuerzo se administra al menos cuatro meses después de la primera.

Si tienes entre 5 y 49 años, puedes recibir tu primera dosis de refuerzo, si han pasado al menos cinco meses desde tu esquema primario. Los niños menores de 5 años acaban de empezar a recibir sus vacunas iniciales y, por tanto, aún no pueden recibir refuerzos adicionales.

Hay un par de excepciones. La primera es si estás moderada o gravemente inmunodeprimido. Estas personas suelen poder recibir una tercera dosis de refuerzo, con un intervalo entre las dosis de refuerzo ligeramente reducido en comparación con los intervalos para las personas que no están inmunodeprimidas. Otra excepción es la de las personas que recibieron una primera vacuna Johnson & Johnson de una sola dosis, y que posteriormente recibieron otra vacuna J&J como primer refuerzo. Esas personas, independientemente de su edad, pueden recibir un segundo refuerzo de una vacuna de ARNm si han pasado cuatro meses desde su segunda inyección de J&J.

¿Cuándo tendremos una nueva dosis de refuerzo contra el covid-19 en EE.UU.?

¿Podrán los adultos menores de 50 años recibir su segundo refuerzo en breve?

Los funcionarios federales de salud están discutiendo la ampliación de la elegibilidad de los segundos refuerzos. Mi mejor estimación es que en el próximo mes más o menos, harán al menos una recomendación permisiva, lo que significa que aquellos que quieran recibir otra vacuna de refuerzo deberían poder recibirla.

La decisión sobre quién debe recibir un refuerzo y con qué frecuencia no es sencilla. A fin de cuentas, existe un desacuerdo fundamental entre los científicos y los expertos en salud pública sobre la finalidad de las vacunas contra el covid-19. Algunos creen que el objetivo de estas vacunas es prevenir las enfermedades graves, y mientras las vacunas sigan protegiendo contra la hospitalización y la muerte, no se necesitan refuerzos adicionales. Otros señalan que las vacunas también pueden reducir la enfermedad sintomática. Este efecto no es tan duradero como la protección contra la enfermedad grave, por lo que los que sostienen este segundo punto de vista abogarían por refuerzos más frecuentes. La respuesta no es sencilla.

¿Qué hacer si te contagias de covid-19 en este momento?

¿Hay ciertas personas que necesitan reforzarse ahora, si no lo han hecho ya?

Los tres grupos para los que los refuerzos son más urgentes si no los han recibido.

Sabemos que la edad es un factor de riesgo importante para la enfermedad grave, y también que la protección contra la enfermedad grave disminuye en las personas mayores. Las personas de 60 años o más, y las de 50 años o más con enfermedades crónicas, deberían recibir realmente las dos dosis de refuerzo que les corresponden.

Las personas inmunodeprimidas, que reúnen los requisitos para recibir más refuerzos, deberían recibirlos, ya que también se encuentran entre las personas más vulnerables a las consecuencias graves del covid-19.

Además, todos los adultos deberían recibir su primera dosis de refuerzo. Sabemos que la primera dosis de refuerzo aumenta realmente la protección, incluso contra la enfermedad grave. Si tienes 18 años o más y aún no te has vacunado más allá de la primera vacuna, deberías recibir tu refuerzo ahora.

¿Y los niños? ¿Deben recibir también la vacuna de refuerzo si están aprobados para ello?

Los datos para reforzar a los niños son mucho menos convincentes que para los adultos. Los CDC recomiendan las vacunas de refuerzo para los niños a partir de los 5 años, y creo que muchos padres y cuidadores querrán seguir esa orientación. Pero la urgencia no es la misma que en el caso de los adultos, especialmente los mayores, que aún no han sido vacunados.

Los niños menores de 5 años pueden por fin recibir la vacuna covid-19. ¿Qué deben tener en cuenta los padres?

Hablemos del tiempo. A algunas personas les preocupa que, si se vacunan ahora, no puedan recibir las vacunas específicas de ómicron que podrían estar disponibles en el otoño boreal. ¿Debería ser una razón para esperar?

Para la mayoría de la gente, no creo que sea una razón para esperar. Este el motivo.

En primer lugar, las autoridades sanitarias federales han dicho que vacunarse ahora no impedirá recibir una vacuna actualizada en el otoño. Vale la pena decir aquí que no es seguro que estas vacunas actualizadas estén disponibles.

La que probablemente se autorice es la vacuna «bivalente», lo que significa que será una combinación de la vacuna original y una vacuna para las subvariantes de ómicron.

En segundo lugar, ahora hay muchos virus en circulación. Si recibes una vacuna de refuerzo ahora, te protegerás ahora, y si necesitas un nivel adicional de protección en otoño e invierno, podrás recibir otra dosis entonces.

En tercer lugar, no está del todo claro que la vacuna actualizada vaya a ser mejor que las vacunas disponibles. La vacuna actualizada está pensada para atacar las subvariantes de ómicron, lo que sería estupendo si las vacunas estuvieran disponibles actualmente, ya que esas son las variantes dominantes en circulación. Sin embargo, si se van a administrar en otoño, no hay garantía de que las subvariantes de ómicron sigan siendo las cepas principales en ese momento. Por supuesto, esperamos que los refuerzos actualizados sean más eficaces que los que tenemos ahora, pero no sabemos si va a ser así, lo cual es una razón más para no esperar hasta entonces.

He oído a algunas personas decir que esperarán a recibir un refuerzo justo antes de un gran viaje. ¿Tiene eso sentido?

Puedo entender por qué algunas personas podrían optar por este enfoque. El refuerzo mejora la protección contra la infección durante un breve periodo de tiempo después de su administración, probablemente con un efecto máximo de unos 10 días a tres meses. Una persona que acaba de recibir el refuerzo podría infectarse con covid-19, pero las probabilidades serían menores que si se hubiera puesto el refuerzo, por ejemplo, seis meses antes.

Por supuesto, también hay otras formas de reducir el riesgo de contraer covid-19. Si te preocupa mucho la posibilidad de contraer el coronavirus, también deberías usar una mascarilla N95 o equivalente de alta calidad en espacios cerrados y evitar los lugares con mucha gente.