El receptor estrella de los Arizona Cardinals DeAndre Hopkins será sancionado por seis juegos después que haya violado la política anti-dopaje de la NFL. Se perderá el inicio de temporada.

Hopkins habría consumido estas sustancias con el fin de mejorar el rendimiento deportivo.

Todo ello explicaría la llegada de Marquise Brown, quien solicitó ser canjeado a su antiguo equipo, los Baltimore Ravens. Brown fue traspasado en la última ceremonia del Draft de la NFL.

Además, Cardinals tuvo que afrontar la salida en la agencia libre del otro receptor abierto Christian Kirk, que se marchó rumbo a Jacksonville Jaguars por 4 temporadas.

Un mal final de temporada

Primero, se perdió tres semanas por un problema físico en el tendón de la corva. Posteriormente, un desgarro en el MCL de su rodilla que le dejó en el dique seco a partir de la semana 14.

Por el momento, los Cardinals no podrán contar con Hopkins tres veces nombrado al equipo All-Pro y además cinco veces seleccionado para participar en el Pro Bowl durante su carrera. Su baja es, sin duda, sensible.

Whats-App-Image-2021-11-12-at-5-04-38-PM

2021-WEB-BANNER

2021-TOYOTA-WEB-BANNER