La 13a fue la vencida para el Manchester City. Desde que llegó la inversión millonaria desde los Emiratos Árabes, los citizens se habían topado una y otra vez con pared en la Champions, la competición que se había convertido en una obsesión, pero el martes finalmente lograron instalarse en la final.

Un doblete de Mahrez terminó temprano con las opciones de remontada del PSG, otro de los nuevos millonarios del fútbol europeo y que el año pasado se había instalado tras gastar ‘solo’ 1254.1 millones en la última década, desde que Qatar llegó a respaldar al equipo parisino.

La cifra del PSG, por más desproporcionada que parezca, palidece a comparación de lo que invirtió el City desde el 2008. Ficharon y ficharon, al son de 2016.17 millones de euros (2217.79 millones de dólares), según cifras de Transfermarkt. 10 temporadas desembolsaron más de 100 ‘kilos’ y, finalmente, están en la final tras dejar en el camino al PSG.

Robinho llegó desde el Real Madrid por 47.3 millones de dólares para ser el primer gran fichaje. Muchos otros futbolistas de renombre pasaron por el Etihad sin mayor gloria (Tévez, Roque Santa Cruz, Balotelli, Boateng, Hargreaves, Nasri…).

Hubo éxito a nivel local. En la 11/12, con el inolvidable gol del Kün Agüero, ganaron su primera liga desde la 67/68. Llegaron otras tres y el fin de semana podría llegar una más. También sumaron dos FA Cup, 6 Copas de la Liga y 3 Community Shield, pero el éxito continental les esquivaba, siendo su mejor año previo a 2021 las semifinales con Pellegrini en 2016.

Ni siquiera la llegada de Pep Guardiola trajo el éxito inmediato, ya que fallaron varias veces y, finalmente, la plantilla más valiosa del mundo esta temporada (1,130 millones, según Transfermarktestá en la final de Estanbul, esperando tener finalmente en sus vitrinas la tan ansiada ‘Orejona’.